Julietta Ferrari


  • administrators

    Caminando sobre brasas

    Entre tanta sesión atérmica, incapaz de transmitir un mínimo de calor desde la controladora, lo de Julietta Ferrari quema a 666º. Turista en los infiernos de sonido que aparecen en las pesadillas de los DJs conservadores y amiga de los demonios de todos los selectores centristas, esta argentina afincada en Barcelona también conocida como Candlelight es feliz cuando todo arde, cuando pasea entre llamas. Su naturalidad al maridar dark pop y reggaeton, hardcore y vanguardismo es alucinante. Literalmente, incluso: sus sesiones se dirían pociones de estramonio. A cualquier otro DJ que se atreviera a domeñar un ruido semejante le echarían a escobazos de la cabina. A Julietta Ferrari, residente y curadora del Club Marabú, integrante del colectivo Drakis y espeleóloga de SoundCloud, se la admira y ovaciona una vez sí y otra también. Aplauso lento. Aplauso rápido. Tú eliges.